Coronavirus en Uruguay
1286

Confirmados

36

Fallecidos

1011

Recuperados

Coronavirus en el mundo
18.303.806

Confirmados

695.118

Fallecidos

11.476.372

Recuperados

Editorial:Un presupuesto post pandemia
Ver editoriales anteriores
Cáffaro, el subcampeón mundial que llegó a Uruguay para jugar el Metro /// Estudian flexibilizar protocolo sanitario para retorno de los teatros /// España reconoció a Bustillo con la Cruz de Isabel la Católica /// Murió un hombre de 62 años y son 37 las víctimas del COVID en Uruguay /// Falleció un histórico referente del Partido Nacional: Alberto Zumarán
Actualidad

10/11/2019 12:12

Alem García: "Sartori como canciller asombraría"

El dirigente blanco aseguró que el electo senador Juan Sartori "en seis meses lograría objetivos para el desarrollo económico".

Alem García: "Sartori como canciller asombraría"

Foco Uy

Pese a los años de trayectoria, a Alem García parece no molestarle que alguien nuevo llegue a Uruguay y ocupe un cargo público. De hecho, evaluó como "altamente positivo" que Juan Sartori llegara al país y en seis meses de campaña lograra ser senador.

"Es realmente una gran satisfacción y un orgullo para mí que Juan Sartori asuma el 15 de febrero como senador de la República", expresó a ECOS.

García remarcó que "el sistema democrático no está para servir intereses de orden personal" y que hay "temerosos" que se ponen "nerviosos y en guardia" cuando aparece gente nueva a renovar los partidos por si pierden sus posiciones.

"Con mediocridad no se prospera en un país y la democracia implica renovación permanente", aseguró.

"Sartori puede ser el artífice de una evolución económica y, en consecuencia, social para el país. Si le dieran la responsabilidad del Ministerio de Relaciones Exteriores en seis meses o un año estaría logrando objetivos para el desarrollo de nuestros recursos económicos que asombrarían", agregó y aclaró que "no es el momento de la distribución de responsabilidades ministeriales" porque "es un asunto que corresponderá al presidente".

El nacionalista describió cómo vivió el proceso electoral durante la campaña del electo senador. "Fui el que le dio mayor impulso, todo el que tuve a mi alcance para que él se involucrara en la actividad política en virtud de sus excepcionales condiciones personales. No logramos lo que queríamos —que él fuera el abanderado del partido— porque en las internas ganó Luis Lacalle Pou. Por lo tanto, hoy todos somos soldados incondicionales del candidato único que eligió el Partido Nacional", dijo.

Pese a que Sartori ocupará una banca en el Senado, Alem García expresó que para la próxima instancia electoral, en el 2024, desde el sector Todo por el Pueblo volverán a insistirle con la idea de que sea candidato a la Presidencia de la República.

El dirigente blanco destacó que "no basta con tener condiciones personales excepcionales". "Para ser presidente de la República se requieren convicciones y tener una concepción de país. Él (Sartori) sabe perfectamente lo que se debe hacer en Uruguay para salir de esta situación de estancamiento y sabe de qué manera darle impulso al desarrollo de la economía nacional.

Alem García votó por primera vez en el 1966, a los 20 años, fue secretario de Sector en el Senado y luego legislador por tres legislaturas. No ocupa ningún cargo político desde el año 2000. Volvió a la activa militancia partidaria luego de veinte años, y dice que "la esencia de la política" no ha cambiado, aunque sí estima que se modificaron las modalidades porque "los tiempos son diferentes".

"En la década del 60 el Partido Nacional pasaba por una época muy distinta a la de hoy. No había internet, no había teléfonos celulares, ni fotocopiadoras, no existía esta globalización 'asombrosa'. Sin embargo, desde el punto de vista de la esencia del partido diría que no ha existido una variación muy grande. Sí han cambiado las propuestas programáticas, porque la realidad cambió", dijo.

"La pobreza extrema del Uruguay nunca estuvo en un 38%, como se ha dicho. Ese es un índice falso. Las estadísticas se pueden acomodar conforme al paladar de cada partido. Esa metodología va a llevar al desprestigio de nuestro Instituto de Estadísticas y Censos, que es uno de los mejores del continente", señaló el ex diputado, quien agregó que pese a no creer que el Instituto Nacional de Estadística (INE) mienta, "interpreta sus datos conforme a la visión de determinadas posturas políticas diversas, a veces afines a unos u a otros".

García sentenció que la pobreza actual es consecuencia de las malas gestiones del Frente Amplio (FA) y que "comparar la situación de hoy con la crisis del 2002" no le parece apropiado.

"La pobreza de hoy tiene que compararse con períodos normales, de estabilidad social y económica de Uruguay", afirmó.

Sin embargo, asumió que no tiene "una posición de fanatismo de decir que todo lo que hizo el FA está mal". Dijo que el presidente Tabaré Vázquez "quedará en la historia como un gran luchador por la salud de los uruguayos, por su lucha frontal contra el tabaquismo", que el Plan Ceibal le parece "fantástico" y que hay que decir "las cosas que se hicieron bien".

De todas formas, para García "eso no oculta las cosas desastrosas que se han hecho". "Con el país rico y la poca población que tenemos, si se hubieran manejado bien los recursos Uruguay tendría que ser hoy la Suiza de América, como lo fue antes", sostuvo.

En referencia a la situación de inseguridad que atraviesa el país, le atribuyó la responsabilidad a "la falta de criterios y estrategias de los tres gobiernos del FA".

"En el primer gobierno se abrieron las puertas de las cárceles sin discriminación alguna. Liberaron en un primer momento a más de 600 personas sin que existiera la debida clasificación de los reclusos y luego siguieron con la misma práctica dando las libertades al barrer y con la sensación de que lo importante era solucionar el hacinamiento carcelario. (...) Se ha puesto más énfasis en defender los derechos de los delincuentes, olvidándose de los derechos violados de las víctimas, y el policía en cada actuación piensa dos veces en ejercer el poder que le da la ley. ¿Es lógico que esto sea así? Se preguntó García, quien además agregó que "en ningún país del mundo existe esta realidad, la autoridad del funcionario policial acá no se considera ni se hacer valer".

"Los delincuentes se toman toda la libertad del mundo para usar sus armas a su antojo", remarcó y, según la información que manejó, "a esta altura están mejor armados que la propia Policía"

El nacionalista describió al ministro del Interior, Eduardo Bonomi, como alguien "inepto", que "no está capacitado sicológicamente para tomar decisiones que, necesariamente, debe asumir un ministro que sea responsable". "No tiene la idoneidad, no tiene la aptitud psicológica para tomar la resolución de ordenar la represión legítima cuando hay que hacerlo", añadió.

Al ser preguntado por el candidato del Partido Nacional, Luis Lacalle Pou, señaló que es notorio que "ya no es el muchacho que hacía sus primeras armas en el Parlamento, ha adquirido una experiencia, formación y capacitación que lo exhiben como el mejor para ser presidente de la República".

Dice tener una profunda admiración por el candidato blanco "por su gran evolución y porque en pocos años se ha transformado en un dirigente muy importante, preparado para la llevar adelante la gestión".

Además, habló de "algo inédito y que "nunca ha ocurrido en el país", al referirse a la coalición de partidos que planea la oposición. "A mi juicio es claro que el balotaje va a ser ganado por Lacalle Pou. El primero de marzo se va a instalar un Gobierno de coalición con cinco partidos que va a ser una experiencia sin precedentes y que estoy seguro que va a tener una gestión muy exitosa", dijo.

En cuanto al futuro del PN, Alem García ve en Lacalle Pou y Sartori dos líderes que "pueden sacar al Uruguay de esta situación de estancamiento". "Hoy el PN ha tenido un recambio muy fuerte en su liderazgo nacional. Tiene dos líderes: Luis Lacalle Pou, a quien lo veo humilde, responsable y con todas las condiciones óptimas para ser presidente, y a Juan Sartori, que además de aportar a la renovación, aporta su conocimiento del mundo, su experiencia como empresario exitoso a nivel internacional, su gran capacidad para organizar y para lograr atraer grandes inversiones del exterior", subrayó.