Darío trabajaba, estudiaba y jugaba fútbol; lo asesinaron con 23 años

Por: Danilo Costas
Publicado: 4/12/2018 16:16
Darío trabajaba, estudiaba y jugaba fútbol; lo asesinaron con 23 años
Facebook
Darío Lima junto a Nahitan Nandez, a la salida de un partido de fútbol.

Era arquero del Club Punta del Este; lo mataron de dos balazos a la salida de un robo a un local comercial.

Una llamada al servicio de emergencias 911 durante la madrugada del martes disparó la respuesta de los efectivos policiales de Maldonado que acudieron a la calle Juan Giménez, entre Anfusso y Saravia, donde encontraron muerto a un joven de 23 años.

Darío Lima, nacido en Mercedes pero que hacía tres años vivía en Maldonado, estaba tirado en el piso, sin pulso y con abundante sangrado producto de dos heridas de bala en el tórax. La emergencia móvil que lo asistió le certificó la muerte en el acto.

Un intento de robo a un comercio 24 horas se cruzó en su camino y los delincuentes, al salir del establecimiento, lo chocaron de frente y le dispararon a quemarropa.

Lima había dejado su Mercedes natal hace tres años para buscar una oportunidad laboral en Maldonado, donde trabajaba en una empresa dedicado a los servicios de limpieza y además era arquero del Centro Cultural y Democrático Punta del Este, un club de fútbol uruguayo fundado en 1952 y que pertenece a la Liga Mayor de Maldonado.

"Nos informaron hoy de mañana lo que ocurrió y la verdad es una tragedia, lo que pasó es horrible. Darío era un muchacho muy bueno, muy trabajador, que había tenido un año muy malo, con muchos golpes, pero que nunca bajó los brazos", le contó a ECOS el vicepresidente del club esteño, Luis Lazbal.

Durante el año Darío recibió dos golpes anímicos muy grandes y muy distintos. Cuando su presente deportivo empezaba a prometer en el arco de Primera División de su club, un partido ante San Carlos lo dejó con una fractura y una larga recuperación.

Semanas después recibió malas noticias desde Mercedes. Su padre sufría una enfermedad terminal y murió días después de su llegada.

"Pese a todo siempre se mantuvo fuerte de cabeza, integrado al grupo y con muchas ganas de trabajar. Era su forma de salir adelante. Lo que pasó fue una desgracia porque parece que estaba para él, iba a trabajar, tenía que atravesar el barrio para que un camión lo pasara a buscar y lo mataron a la salida de un robo", agregó el dirigente.

Lima había estudiado en la UTU y siempre le gustó trabajar. Estuvo vinculado a varias obras de construcción y el trabajo manual era una de sus habilidades.

"Siempre estuvo vinculado a eso, le gustaba mucho la construcción y agarraba siempre para ese lado. Era una persona muy buena, de trabajo y con ganas de superarse. Nosotros eramos vecinos, hicimos toda la escuela juntos y también en el fútbol, porque jugamos en las categorías infantiles de Mercedes durante años. El era arquero y yo defensa, nos rotábamos la cinta de capitán. Era una gran persona y cuando escuché la noticia no lo podía creer", agregó a este portal Pablo Gandolfo, un electricista de Mercedes que fue íntimo amigo de la víctima.

Las pericias demostraron que Darío murió en el acto producto de los dos disparos y una vez que la Policía devolvió el cuerpo los dirigentes de su club lo enviaron a Mercedes, para que su familia pueda velarlo.

Del crimen aún no se sabe nada porque el homicidio ocurrió en horas de la madrugada -minutos después de las cuatro- en un lugar donde había pocos testigos y poca iluminación.

Según confirmó a ECOS el Comisario de la Jefatura de Policía de Maldonado, Joe López García, la zona no tiene cámaras pero se hizo presente en el lugar la Policía Científica para recabar la mayor cantidad de indicios posibles.

Según supo este portal esa zona del departamento de Maldonado convive con episodios de inseguridad muy frecuentes.