Larrañaga plantea cadena perpetua y cumplimiento efectivo de penas

Actualidad

20/02/2018 19:52

Larrañaga plantea cadena perpetua y cumplimiento efectivo de penas

PL

El senador nacionalista dijo que "quizás" este sea el momento de plebiscitar que los militares cumplan tareas de seguridad interna.

"Estamos con mucha angustia. La gente está indefensa. Muchos barrios están copada por los narcos y siendo testigo de situaciones tremendamente dolorosas".

Así fundamentó el senador nacionalista Jorge Larrañaga la presentación, este martes, de dos nuevos proyectos de ley con el objetivo de mejorar la seguridad pública, en momentos en la sociedad asiste a una escalada delicitiva que se cobró la vida ocho personas en los últimos cinco días.

En el primero, el líder de Juntos plantea el "cumplimiento efectivo" de las penas impuestas a los que cometan delitos de violación, abuso sexual, copamiento, rapiña, secuestro y homicidio agravado.

Según la iniciativa, en todos estos casos los imputados no podrán acogerse a ninguno de los institutos previstos de libertad anticipada, debiendo cumplir toda la pena que les sea impuesta.

Por otra parte, Larrañaga propone la creación de la pena de "reclusión permanente", que en la práctica se traduce en cadena perpetua. El senador dijo buscar que delitos como violación, abuso sexual a menores seguido de muerte, homicidios múltiples y sicariato sean condenados a una pena de prisión permanente, que recién podrá ser revisable una vez cumplidos los 30 años efectivos.

Cumplido ese tiempo, se realizaría un estudio multidisciplinario por parte de una cuerpo asesor especializado que, si considera que el reo aún no está rehabilitado y apto para reinsertarse en la sociedad, deberá seguir recluido.

Una figura que, destacó, existe en muchos países del mundo.

Larrañaga insistió también con su propuesta de creación de una "Guardia Nacional" de 2000 efectivos militares para que ayude a la Policía en tareas de seguridad interna.

Una iniciativa que ya lleva cosechados una serie de rechazos a nivel político, incluso en las propias filas nacionalistas.

"No lo comparto", había precisado a ECOS el lunes el senador Luis Lacalle Pou, que consideró que en Uruguay ya existe una "policía militarizada", en referencia a la Guardia Republicana.

Larrañaga rebatió este martes ese argumento. "Creo que no es así", sostuvo. "Pero si así fuera, por qué no agregarle una nueva fuerza", planteó. "Ayudaría a recuperar la presencia del Estado en lugares en los que la Policía solo puede entrar a los tiros".

El senador argumentó que los militares ya cumplen tareas de similiares características. Enumeró los casos de la Prefectura Nacional Naval, la Policía Aeroportuaria o los efectivos que se desempeñan en las Misiones de Paz de Naciones Unidas. También incluyó las tareas de "policía sanitaria" que cumple el Ejército en las fronteras.

"Serviría para recuperar el prestigio de las Fuerzas Armadas, que podrían ayudar en la utilización de todos los recursos humanos disponibles para velar por el derecho a la vida de toda la sociedad", explicó.

Larrañaga sostuvo que no se puede actuar en este tema con una concepción ideológica y aseguró que diversas encuestas, a las que no citó, indican un mayoritario apoyo social a que los militares asuman este tipo de tareas.

El líder de Juntos sostuvo además que "quizás" este pueda ser el momento de analizar "una suerte" de consulta popular para que la ciudadanía se exprese sobre la iniciativa.

No es una solución

El ministro de Defensa, Jorge Menéndez, se sumó este martes a la postura de rechazo en cuanto a que los militares cumplan tareas de seguridad interna. "No creo que las Fuerzas Armadas sean una solución", afirmó. "Se trata de una cuestión de jurisdicción y, fundamentalmente, de una concepción política de cómo se hacen las cosas".