Casos de miopía crecen por la exposición a pantallas, según expertos

Salud

30/07/2017 11:47

Casos de miopía crecen por la exposición a pantallas, según expertos

Pixabay

En Uruguay el 30% de los niños en edad escolar usan lentes.

Cada vez es más común que los niños utilicen dispositivos electrónicos con pantallas para jugar, estudiar o entretenerse. De esta forma, los especialistas están preocupados por el impacto negativo que su uso pueda tener sobre la salud ocular de los más pequeños.

Según informó el médico cirujano oftalmólogo, especialista en oftalmopediatría, Saúl Salomón, al portal Nuestros Hijos, “está comprobado que el uso continuo excesivo puede generar cierto grado de miopía o el riesgo de que sea miope”.

El médico afirmó que hay estudios en países como Japón y Singapur, donde los niños usan mucho estos dispositivos y desde edades tempranas, que aseguran que el índice de miopía es más alto que otras partes del mundo.

En ese sentido, Salomón explicó que se considera un uso “excesivo” cuando los niños están más de dos horas por día frente a una pantalla, especialmente en menores de tres años, dado que ese es considerado el “período crítico” del crecimiento del ojo.

El profesional afirmó que actualmente, además de la miopía, hay más consultas por un trastorno llamado “ojo seco” que genera ojos rojos, molestia ocular, irritación y trastornos en la visión. Según explicó, esa patología se produce porque el niño, al estar tantas horas frente a una pantalla, tiene una baja renovación de la película lagrimal por el poco parpadeo.

“Las pantallas estimulan excesivamente un sistema visual que no está preparado para tanta convergencia”, indicó el profesional, y resaltó que otro factor que puede influir es el “factor azul” que emiten algunos equipos con pantalla. “La retina del niño no está pigmentada como la del adulto, por lo que podría provocar daños a nivel de retina generando un cambio degenerativo precoz”.

Salomón subrayó los problemas oculares que el uso prolongado de los dispositivos pueden generar, pero sostuvo además que el hecho de que los niños pasen más tiempo encerrados con esta actividad, hace que tengan por lo tanto períodos más cortos de socialización, afectando su desarrollo psicosocial.

Cifras que aumentan

En Uruguay, actualmente el 30% de los niños escolares usan lentes. Esta cifra ha ido en aumento en los últimos años, debido entre otras cosas a que existen controles a edades cada vez más tempranas. En ese sentido, desde el 2011 es obligatorio realizar una revisión médica a los niños de cinco años para detectar precozmente si hay alguna anomalía visual.

Igualmente, Salomón dijo que los controles “deberían hacerse al nacer”, ya que así es posible detectar malformaciones severas, pero en Uruguay dicho proceso aún no está institucionalizado.

Por otro lado, a nivel mundial la miopía ha aumentado, especialmente los casos más graves (más de 8 dioptrías). Según un estudio presentado por especialistas en Madrid, durante el pasado Día Mundial de la Visión, en Estados Unidos el número de miopes se ha casi duplicado desde los años 70 (del 25 % al 41,6 % actual) y, en Europa, más del 47 % de los jóvenes de entre 25 y 29 años tienen miopía.

Asimismo, en China, donde hace sesenta años el porcentaje de gente que padecía este problema se limitaba al 20%, hoy alcanza el 90% entre adolescentes y jóvenes adultos. De esta forma, los especialistas aseguran que el cambio en el estilo de vida de la sociedad moderna, ha comenzado a pasar factura.