Coronavirus en Uruguay
1364

Confirmados

37

Fallecidos

1146

Recuperados

Coronavirus en el mundo
20.124.437

Confirmados

737.285

Fallecidos

12.380.410

Recuperados

Editorial:Un presupuesto post pandemia
Ver editoriales anteriores
La abuela de la esposa de Bolsonaro muere víctima de Covid-19 /// Tres muertos y seis heridos tras descarrilar un tren en Escocia /// Gobierno pone el foco en la seguridad rural: "Tenemos menos excusas" /// Todibo confirma que es él quien ha dado positivo por coronavirus /// Argentina se suma al Grupo de Contacto sobre Venezuela
Internacionales

11/07/2020 08:13

Surfista adolescente murió tras el ataque de un tiburón blanco en Australia

La víctima tenía 15 años.

Surfista adolescente murió tras el ataque de un tiburón blanco en Australia

EFE

Un adolescente murió este sábado después del ataque de un tiburón blanco cuando estaba surfeando frente a las costa del estado de Nueva Gales del Sur, en Australia, informó la Policía en un comunicado.

Varios testigos presenciaron como el tiburón atacaba al adolescente, de 15 años y cuyo nombre no ha sido hecho público, cuando estaba practicando surf en la playa de Grafton, cerca de la localidad de Grafton, tras lo cual se han cerrado varias playas de la zona.

Algunos surfistas llevaron al joven a la playa y le proporcionaron primeros auxilios, pero no pudieron salvar su vida y el adolescente murió en el lugar.

La muerte se produce justo una semana después de que un hombre llamado Matthew Tratt muriera como consecuencia del ataque de un tiburón blanco mientras practicaba pesca submarina frente a la costa del estado de Queensland, y un mes después de que otro surfista falleciera en similares circunstancias en Nueva Gales del Sur.

En 2019, se contabilizaron hasta 27 ataques de tiburones a personas, aunque nadie perdió la vida, mientras que este año han muerto cinco personas hasta el momento.

Según estudios de la agencia científica gubernamental CSIRO de principios de 2018, Australia cuenta con unos 2.210 ejemplares adultos de tiburones blancos, considerados como los más peligrosos.





EFE