Prisión para dos secuestradores de empresario; su expareja se entregó

Sociedad

12/02/2019 18:09

Prisión para dos secuestradores de empresario; su expareja se entregó

Ministerio del Interior

El hombre había sido citado en Castillos y fue una trampa. Un control policial de rutina en rutas terminó en su rescate.

Dos hombres fueron formalizados por el secuestro de un empresario del ramo automotor, de iniciales J.P.C.P., ocurrido en la ruta 9, entre Castillos y 19 de abril. La Justicia de Rocha decretó una prisión preventiva de 120 días para dos hombres, J.A.F.G. (39) y M.D.M.C. (38), mientras se prepara la acusación en su contra, según informó este martes la Jefatura departamental de Policía en un comunicado.

El secuestro ocurrió el sábado 9 casi a medianoche próximo a Castillos. El empresario de 33 años había sido citado por su expareja, D.M.M.P. en una parada cercana a esa ciudad por ruta 9. Si bien la relación afectiva había culminado, en diciembre la habían retomado por mensajes a través del celular.

Por dos meses y medio, el hombre recibió mensajes, audios y llamadas de la mujer que le pedía ayuda económica, aludiendo problemas que sufría con una nueva pareja -que resultó ser uno de los dos formalizados-, quien la estaría acosando y la habría obligado a mudarse al Chuy. Ella le pidió ayuda y él estaba dispuesto a dársela.

Resultó ser una trampa. El empresario vio a la mujer en el lugar convenido, que estaba con unos bolsos. Cuando se bajó a ayudarla fue encañonado por dos desconocidos -los luego imputados- que le sacaron dinero, lo amenazaron de muerte y le pidieron los papeles de su vehículo, un Mercedes Benz. Él les dijo que los tenía en Canelones. Hacia allá se dirigieron en el propio auto del secuestrado. La nueva pareja de la mujer se sentó al volante; el otro asaltante se sentó junto a la víctima, atrás, encañonándolo. Pasó todo el trayecto aterrado, recibiendo amenazas de muerte.

Detrás suyo, en otro vehículo, una camioneta Renault Dusler, viajaba la expareja del secuestrado y otro hombre.

El secuestro se frustró gracias a un control policial de rutina en las rutas, como parte del Operativo Gavilán VI, a la altura del kilómetro 86 de la ruta Interbalnearia, por el parador Los Cardos, cerca de la entrada al balneario Solís. La Policía detuvo al vehículo a las 2.30 del domingo 10 cuyos tres integrantes, todos hombres, llamaban la atención: Había dos hombres en el asiento trasero, dejando libre el asiento del acompañante. Al negarse uno de ellos a brindar documentación, la Policía les pidió que se bajaran del coche.

Ahí el empresario gritó: “¡Me están secuestrando!”.

Las dos personas detenidas con él, a quienes se les incautó armas, fueron las posteriormente formalizadas. La expareja de la víctima y el otro hombre huyeron del lugar, en el otro vehículo.

Ella, a quien se le había dispuesto cierre de fronteras, se entregó el lunes en la tarde en Las Piedras. De ahí fue trasladada a Rocha donde está siendo interrogada por la Fiscalía.