Fracturó y mordió a su hija de mes y medio porque no dejaba de llorar

Publicado: 6/11/2018 11:25
Fracturó y mordió a su hija de mes y medio porque no dejaba de llorar
Pixabay

Ocurrió en Durazno y la joven dijo que la desbordó ser madre. Ella y su pareja fueron formalizados.

“Yo le hice eso, le torcí el brazo en el cuarto. Ella lloraba mucho y no me supe controlar, me desbordé y la agarré fuerte”, declaró la mamá de una bebé de un mes y 15 días que presentaba varias fracturas y moretones producto de una situación de violencia doméstica. “Yo la mordí porque no dejaba de llorar”, dijo, respecto a un moretón que la niña tenía en su mejilla.

Los hechos se remontan al 4 de enero, cuando al Hospital de Durazno llegó la menor, acompañaba por su madre, presentando un hematoma en una de las mejillas. Ante los chequeos médicos, los especialistas pudieron determinar que tenía otras heridas y varias fracturas.

La madre, de 19 años, dijo que la niña se había caído de sus brazos cuando pretendía bañarla, pero esa versión no le pareció creíble a los médicos y se decidió denunciar la situación.

Desde ese momento se inició una investigación por parte de Fiscalía. El médico forense pudo determinar que contaba con una fractura en su brazo derecho que era reciente, pero tenía otras dos que se habían provocado al menos 15 días antes y que no había recibido asistencia médica por eso. Además de varios moretones en el cuerpo.

“Todo lo descrito anteriormente me lleva a concluir que hay una alta sospecha de maltrato infantil”, expresó el médico en su informe.

Ante esto, la Fiscalía resolvió la intervención del Instituto del Niño y Adolescente (INAU) para que la bebé ingresara a alguna de sus instituciones.
Además se procedió a interrogar a todos los miembros de la familia.

En la pericia psicológica, la mujer admitió ser la agresora. “Desde que era bebita la maltrataba. Le pegaba, no me sabía controlar con ella”, dijo indicando que la golpeaba en todo el cuerpo utilizando sus manos. “No me sé controlar como madre de ella. Me desbordó. Ella está en INAU por mi culpa, porque yo la lastimé”.

Por otra parte, la perito señaló que el padre, de 36 años, ejerce una postura dominante y abusiva sobre la mujer, existiendo así una relación de pareja altamente violenta. “Existe un vínculo asimétrico desde el punto de vista intelectual, madurativo, patrimonial y habitacional, quedando ella posicionada en un lugar de dependencia y poco empoderamiento respecto a su pareja”, señaló el informe.

Si bien la joven reconoció y relató varios episodios violentos contra su hija, el hombre indicó que desconocía sobre las agresiones físicas contra la menor. “Se coloca ajeno a la problemática, evidenciando fallas en su función de protección de la niña”, dice el documento de Fiscalía.

Ante el pedido de la fiscal Ana Lema, la mujer fue formalizada por reiterados delitos de violencia doméstica agravado por cometerse contra una mujer menor de edad. Por su parte, el hombre fue formalizado por un delito de omisión a los deberes inherentes a la patria potestad.

La justicia dispuso medidas cautelares y ambos deberán fijar un domicilio y no modificarlo mientras continúa la investigación. A su vez, la joven deberá concurrir a la dependencia policial correspondiente a su domicilio tres veces por semana por un lapso de 60 días.