Coronavirus en Uruguay
309

Confirmados

1

Fallecidos

Coronavirus en el mundo
725.637

Confirmados

34.143

Fallecidos

Argentina amplía la cuarentena total hasta que acabe la Semana Santa /// China asegura tener menos de 2.500 contagiados activos de coronavirus /// Twitter elimina dos vídeos de Bolsonaro sobre su visita a Brasilia /// Uruguay alcanzó los 309 casos positivos de Covid-19 /// Murió la novia del futbolista Ricardo Centurión
Sociedad

23/07/2017 14:43

Abuela de Valentino: "Pedimos ayuda porque no tenemos de donde sacar"

María Elena Pergale dice que hasta que no vea la silla de ruedas no lo creerá. Que ya tocó muchas puertas en BPS y Mides.

Abuela de Valentino: "Pedimos ayuda porque no tenemos de donde sacar"
Valentino tiene tres años y padece de parálisis cerebral y una "gastrostomía", según indica su abuela materna María Elena Pergale (60). El niño necesita urgente una silla de ruedas, cuyo costo es de $ 60.000. Su situación se convirtió viral en las últimas horas gracias a una vecina que colgó el pedido de ayuda en las redes sociales.

Vecina y abuela dicen que han habido muchos llamados pero concreto no tienen nada. Y la abuela, especialmente, es bastante escéptica a los que provinieron del BPS, o un recado que el Ministerio de Desarrollo Social (Mides) le mandó a través de redes. "Yo ya había recurrido al BPS pero me dijeron que no la pagan porque nadie está aportando de la familia. Nos dijeron que no teníamos derecho", señala María Elena Pegale.

Y en el Mides, dice, una vez le ofrecieron un paquete de pañales al año. Por lo que le es difícil tener esperanzas pese a que desde la Secretaría le mandaron decir que llamara el lunes que se lo solucionaban. "En el Mides me tomaron el pelo porque cuando necesitaba los pañales del niño, me dijeron que me iban a dar una bolsa por año. Creo que me tomaron el pelo porque personas como yo, que están a cargo de niños así, somos muchas. Deberían tener un poco de conciencia. También he ido muchas veces a pedir asistente personal y dicen que vienen, pero no aparecen nunca. Nosotros somos humildes, no podemos hacer nada. El CAIF, donde iba, que lo llevábamos nosotros, ya el año que viene no le corresponde. Necesita un asistente, por eso lo hemos pedido".

Luego de que se volviera viral el pedido de ayuda por una silla de ruedas, los llamaron este sábado del BPS y de un instituto de niños con problemas de discapacidad de Montevideo. "Pero no volvieron a llamar. Nosotros pedimos la ayuda porque realmente no tenemos, no tenemos de donde sacar. Si hubiera tenido ya le hubiera comprado la silla", dice la abuela.

De todas formas, si se conversa con María Elena, se observa que las necesidades del niño son enormes. Vive con sus abuelos maternos y su madre, quien padece problemas psiquiátricos. Toda la familia se sustenta con una pensión por enfermedad de la abuela, de poco más de $ 9.000, y una pensión por invalidez para Valentino de $ 9.400. "Yo no entiendo que alguien pueda pensar que con eso puedo mantener al niño. De mi pensión cobro $3.300 porque tengo préstamos. Me tengo que meter, yo le tengo que dar de comer al niño", dice.

Con $ 18.400 deben afrontar la vida, en el barrio Matadero de Las Piedras. "Nuestra casa se llueve. Vino el alcalde pero no hizo nada. Lamentablemente siempre somos los más perjudicados. Pasan en la televisión que tenemos derechos pero yo no los veo".

De acuerdo a la abuela, la parálisis cerebral y demás males que padece Valentino se deben a una mala praxis. "Tenía ocho meses cuando lo llevé a un control con una pediatra acá en Las Piedras. Ella diagnosticó que el niño estaba bien, que lo que tenía era por los dientes, y en realidad padecía una neumonía agravada con bronquiolitis aguda, y fue a parar más de un mes al CTI del Hospital Policial. No habla, no camina, se alimenta por una gastro. Uno le habla y él entiende. Siempre está con la cabecita caída."

El tratamiento que realiza Valentino consiste en ir dos veces a la semana a fisioterapia, sustentado por BPS.

También ha ido a Teletón, dice su abuela, quien no entiende demasiado como funciona la organización. "Lo hacen ir diez días seguido y después le cortan el tratamiento. Y tiene que esperar dos o tres meses para volver. A uno le gustaría que fuera más para su mejor calidad de vida. Va a ser una niño que dependerá siempre de uno ¿no? ".

La silla de ruedas que tiene actualmente Valentino fue otorgada por Teletón. Pero como ya tenía mucho uso, dice la abuela, se rompió. Y está atada con alambres. "Es peligroso, se le sale el plástico donde apoya la cabeza".

El niño crece y se dificulta bastante su cuidado. Necesitan, entre tantas cosas, una silla para bañarlo. "Está durmiendo con nosotros, nosotros somos de bajos recursos", finaliza María Elena.

Para colaborar: 095 267952