Conflicto en Ancap amenaza también el abastecimiento de supergás

Sociedad

8/06/2017 17:22

Conflicto en Ancap amenaza también el abastecimiento de supergás

Empresas alertan que no cuentan con suministro suficiente y que faltarán garrafas, además de que hay servicios esenciales que no se cumplen.

El conflicto declarado por los trabajadores de la Federación Ancap (Fancap) en defensa del servicio de salud del ente generó complicaciones en el suministro de supergás. Mediante un comunicado, empresas del sector alertan que el producto que reciben “es notoriamente insuficiente, lo cual puede ocasionar desabastecimiento de garrafas a partir de mañana (viernes) en Montevideo y desde el sábado en el interior del país”.

Afirman también que Ancap cortó por completo el suministro de gas licuado de petróleo (GLP) a granel, “lo que implica que cientos de domicilios y empresas (industrias, secaderos, avícolas, granjas, hoteles, panaderías, comercios, etc.) se han quedado sin gas”.

Finalmente, destacan que esta situación “resulta extremadamente grave, considerando que desde Ancap no se están atendiendo los servicios esenciales, como cárceles, hospitales, comedores, hogares de ancianos y niños, fundaciones, entre otras, que se ven seriamente afectadas”.

Desde la Federación de Empleados de Comercio y Servicios (Fuecys), que nuclea a los trabajadores del sector supergás, explicaron a ECOS que ese punto del comunicado de las empresas no es exacto. Dijeron que no es Ancap la que provee directamente a estas instituciones, sino las propias empresas, que por insuficiencia del suministro no están pudiendo envasar el supergás necesario para cumplir con esa demanda.

Además, desde la Federación Ancap, Edwin Villero, su presidente, aseguró que el sindicato dispuso de una guardia gremial para asegurar el suministro.

Las empresas aseguran que “han realizado sus máximos esfuerzos para cumplir con las entregas, pero ya no disponen de gas suficiente para continuar haciéndolo”.

Ancap, por su parte, emitió otro comunicado en el que reconoce que a causa de las medidas gremiales el abastecimiento se ve afectado y que el GLP a granel tiene atraso de cinco días en los pedidos, pero afirman que “se priorizan los usuarios críticos como hospitales, comedores, cárceles, etc.”.

Por otra parte, el ente señala que el supergás envasado al momento se encuentra sin faltantes en los puestos de venta, “pero con reposición reducida al 30%”.

Negociación en marcha

En el comunicado emitido por el ente petrolero se señala que actualmente está en marcha un ámbito de negociación liderado por la Dirección Nacional de Trabajo (Dinatra) con la Federación Ancap para destrabar el conflicto.

Los trabajadores están movilizados en rechazo a la intención del gobierno de pasar su servicio de salud a manos de un prestador privado. Aseguran que habían llegado a un acuerdo para alcanzar una gestión mixta, pero que el Ministerio de Economía se opuso y eso determina la continuación de sus medidas de fuerza.