La Vela Puerca celebra 20 años con su propia cerveza

Cinco Sentidos

28/10/2016 11:25

La Vela Puerca celebra 20 años con su propia cerveza

Los integrantes tienen más arrugas y están más viejos (según sus palabras) pero siguen disfrutando igual que desde el inicio lo que hacen.

Por Alejandra Volpi

La edición limitada de la Cerveza Puerca incluye cuatro mil botellas distribuidas por las más de 25 cervecerías artesanales del país y 1.500 litros que se venderán exclusivamente en el concierto que la banda ofrecerá en el Velódromo Municipal el 19 de noviembre.

Aunque La Vela Puerca cumplió 20 años de carrera el año pasado en medio de la gira internacional del disco “Érase”, el festejo oficial se realiza a lo largo de este 2016 con un vertiginoso itinerario de actuaciones en vivo que comenzó en España y culminará en Montevideo. La banda reunió a la prensa en un boliche céntrico para dar a conocer el brebaje que puede encontrarse en Argentina en los locales Antares y en Uruguay en donde se vende Cabesas Bier. Según sus creadores es una variedad de “American Pale Ale” hecha especialmente para la ocasión con lúpolos seleccionados, que representa el rock and roll del grupo uruguayo.

Lo que más le importa a La Vela hoy es situarse en el presente y por ese motivo no especula con la publicación de un nuevo material discográfico. Sin embargo, decidió registrar todas las instancias de la gira para la edición de una película que tendrá viabilidad si el material final representa el estado anímico actual de este colectivo.
Si nos hubiéramos propuesto durar 20 años seguramente habríamos durado 20 días, por eso vale la pena celebrar

Los cantantes Sebastián Teysera y Sebastián Cebreiro dijeron que la principal misión es “llevar las canciones a donde ellas nos llevaron a nosotros”. “Si nos hubiéramos propuesto durar 20 años seguramente habríamos durado 20 días, por eso vale la pena celebrar. Estamos tratando de filmar todo y eso es algo nuevo para nosotros, es muy emocionante lo que está sucediendo y la idea es publicar una película, un DVD, algo, pero tampoco queremos sacar un DVD porque sí. Todavía estamos en pleno brain storming”, continuaron.

Para Teysera “este es uno de los pocos momentos en los que podemos disfrutar de verdad el presente, porque siempre estuvimos peleando por ponernos a la altura de la situación, desde 2007 cuando compartimos escenario con Abuela Coca y Los Piojos y después cuando llegó para trabajar Gustavo Santaolalla”.

¿Qué cosas no pueden faltar en el concierto del Velódromo? “Fundamentalmente los amigos, esos que no te permiten que te creas algo que no sos, porque por ahí en otro país te celebran la camperita de cuero, pero acá la gente te baja al piso y es lo mejor. Tocar acá es lo más difícil porque están los que te dicen la verdad y no pretenden nada de vos”, dijo Cebreriro más conocido como “El Cebolla”. En ese marco tampoco faltará la cerveza de autor que se comercializará en barras especiales.

En una alegre conferencia de prensa, de paso opinaron sobre la regulación del consumo de marihuana en Uruguay, y ambos cantantes destacaron “la valentía del gobierno” por promover estos cambios, una valentía que compararon a la que tuvieron ellos cuando publicaron un disco tan distinto como “El impulso”.

“Las leyes de penalización han fallado históricamente no sólo acá sino en el mundo, todo lo prohibido genera más curiosidad. Por lo tanto festejamos la regulación del consumo y el hecho de no darle la espalda al tema. Creo que se van a cometer muchos errores pero los más involucrados seremos los ciudadanos y ojalá estemos a la altura”.

Los integrantes de La Vela Puerca tienen más arrugas y están más viejos (según sus propias palabras) –y hasta podría decirse que Teysera está más pelilargo que nunca- pero siguen disfrutando igual que desde el inicio de lo que hacen, por eso están convencidos de “valorizar el presente por encima del futuro”.

Cuando tocan en el exterior se encuentran con distintas realidades. “Hay lugares donde nos encontramos con compatriotas que extrañan y eso es una responsabilidad, hay que hacerse cargo de esa nostalgia, y después hay pueblos perdidos en Alemania donde ni siquiera hablan en español y hay que hacerse cargo de eso también y hacer la fiesta. Eso es un lindísimo desafío”.

Consultado sobre el Nobel de Literatura que le fue otorgado a Bob Dylan, Teysera confesó que la idea “le encantó” pero también le parece interesante que el cantautor no haya respondido.

“Se movieron los árboles de algo. Einstein también rechazó el Nobel. Ese fue el primero. Porque es el principio del fin. Yo lo entiendo (a Dylan). Para Hemingway fue el principio del fin. Yo festejo que fue el primer premio Nobel a la literatura que le dieron a un músico porque se dieron cuenta que escribir una canción cuesta lo mismo. Festejo esa parte. Pero es cierto que el Nobel es como tener al enterrador al lado con la pala”.