Científicos confirman que alimentos transgénicos no son dañinos

Publicado: 18/05/2016 12:22
Científicos confirman que alimentos transgénicos no son dañinos
Archivo/ El informe advierte sobre daños a la agricultura.

La Academia Nacional de Ciencias de EEUU analizó 900 estudios de los últimos 30 años sobre impacto de alimentos modificados genéticamente

El cultivo y consumo de alimentos transgénicos (modificados genéticamente) son tema de polémica desde su aparición y dio lugar a diferentes especulaciones.

La Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos trabajó en el mayor informe que hay hasta el momento sobre el tema, en el que se analizaron 900 estudios científicos realizados en los últimos 30 años, sobre el impacto que tienen estos alimentos.

Desde entonces, los principales productos en los que se utiliza esta tecnología es en las plantaciones de maíz, soja y algodón cuya principal característica es la resistencia a los herbicidas.

El trabajo fue supervisado por un panel de expertos independientes encabezado por el entomólogo de la Universidad Estatal de Carolina del Norte, Fred Gould.

Los expertos concluyeron que no hay pruebas en las que se muestren impactos negativos en la salud de las personas. Así como tampoco hay evidencias de que perjudiquen el medio ambiente. Aunque sí afirma que la resistencia a ciertos herbicidas causa un problema en la agricultura ya que otras plantas o insectos están volviéndose inmunes a los herbicidas que se usan en campos que cultivan transgénicos.

En cuanto a los efectos a la salud de las personas, el grupo de expertos indica que en los estudios realizados con animales, no hay diferencias su salud teniendo en cuenta el consumo de un transgénico y un vegetal orgánico. Por el contrario a todo lo que se ha dicho respecto a los daños que pueden causar los alimentos modificados genéticamente, se detectó que llegaron a ser un beneficio para la salud humana ya que reduce las intoxicaciones con pesticidas, por su resistencia a las plagas.

A su vez, el estudio expresa que hay variantes de transgénicos que pueden impactar positivamente en la salud como el arroz dorado que tiene altos niveles de beta carotenos por su modificación genética, lo que puede ayudar a evitar casos de ceguera y muerte infantil por desnutrición en varios países.

La única preocupación en este caso son los daños que genera a la agricultura el uso de este tipo de cultivos, ya que se detectó que en los últimos años insectos han evolucionado en cuanto a la resistencia por el tipo de pesticidas que se usa en los cultivos de transgénicos. Así como hay malas hierbas que desarrollaron resistencia al glifosato.

Si bien admite que en una primera instancia el uso de estos mecanismos generaron ganancias económicas, los productores precisan recibir apoyo de las instituciones para mantener este beneficio.

La Academia Nacional afirma también que no hubo un aumento de producción tras la implementación en el uso de transgénicos en plantaciones de soja, maíz y algodón, tras estudiar los índices de producción antes y después del cambio. La empresa Monsanto dice que las conclusiones de los científicos son falsas.

Por otra parte, el informe establece que no hubo una reducción en la diversidad vegetal ni de insectos en los terrenos que se plantan productos modificados genéticamente, ni se registraron impactos al medio ambiente por su uso.