La renuncia del director de Aduanas y la “venganza” de Raúl Sendic

Actualidad

2/08/2019 22:40

La renuncia del director de Aduanas y la “venganza” de Raúl Sendic

Enrique Canon dio un paso al costado en medio de una polémica que empezaba a tomar fuerza en filas del oficialismo.

La situación generada luego que dos países europeos detectaran dos cargamentos con un total de 5100 kilos de cocaína procedentes de Uruguay se cobró su primera víctima política.

El director Nacional de Aduanas, Enrique Canon, fuertemente cuestionado, presentó su renuncia este viernes ante las autoridades del Ministerio de Economía y Finanzas. Su “ofrecimiento” fue aceptado, informó en un escueto comunicado esa secretaría de Estado.

A partir del lunes, su lugar será ocupado en forma interina por Jorge Borgiani.

La decisión se dio en medio de un fuerte cortocircuito interno en el Frente Amplio.

Es que pocas horas antes el diputado Felipe Carballo (Lista 711) había reclamado en forma pública que el jerarca fuera removido. “Debe ser cesado inmediatamente”, había afirmado el legislador, que pertenece al sector que lidera el ex vicepresidente Raúl Sendic.

Carballo fundamentó su pedido en la “responsabilidad” que Canon tenía, a su entender, en los hechos ocurridos. Reclamó a su vez una investigación por parte del Poder Ejecutivo y dijo estar dispuesto a plantear el tema, la semana próxima, en la bancada de Diputados del oficialismo.

Curiosamente se sumaba así a la exigencia que, horas antes, había planteado el senador nacionalista Jorge Larrañaga.

El pedido de Carballo generó a su vez la reactivación del viejo enfrentamiento entre la 711 y Banderas de Líber, el grupo al que pertenece Canon y que vio detrás del reclamo intenciones políticas.

“Es una venganza por lo Sendic”, aseguraron a ECOS algunos correligionarios del ex jerarca.

Es que Banderas de Líber fue de los más firmes críticos en la interna hacia el ex vicepresidente. Fue el primero, en agosto de 2017 que Sendic, acosado por acusaciones de corrupción, diera un paso al costado.

Luego pidió la realización de un plebiscito interno en el Frente Amplio para que el ex vice fuera inhabilitado, algo que en definitiva terminó siendo definido por el Plenario.

La Lista 711 había apelado entonces al escaso peso político y electoral de Banderas de Líber, para rechazar su postura. “Hay sectores que ni sabíamos que existían”, había ironizado entonces el senador Leonardo de León.