“Los nazis ya no tienen la cara de Hitler, tienen la de los Manini”

Actualidad

5/07/2019 15:44

“Los nazis ya no tienen la cara de Hitler, tienen la de los Manini”

La candidata a vice del FA, Graciela Villar, había advertido que la “derecha” se “arma hasta los dientes” ante el nuevo proceso electoral.

Luego de una reunión final que se celebrará este viernes con el Secretariado del Frente Amplio, Daniel Martínez confirmará el nombre de su compañera de fórmula para la elecciones presidenciales de octubre.

La elegida, luego de un largo debate, será la edila de Montevideo Graciela Villar, que se desligó recientemente de Asamblea Uruguay para acompañar la precandidatura de Mario Bergara.

Su nombre, el octavo que manejó el postulante en esta semana, sorprendió a propios y extraños. De allí que varios militantes del oficialismo difundieran a través de las redes varias de sus participaciones en actos políticos de la coalición.

En uno de ellos, realizado días antes de las internas, Villar planteó los desafíos que, a su entender, enfrenta el Frente Amplio en este proceso.

En particular, que se tendrá que confrontar con la “derecha” por primera vez sin la “trilogía” de líderes que llevaron al fuerza política al gobierno: “Tabaré, Pepe y Danilo”.

Esta es una circunstancia que, sostuvo, cobrará especial relevancia. También para la oposición.

“Aquello que antes era incorrecto de decir, hoy tiene una expresión electoral”, dijo. Como ejemplo, puso “al señor Manini Ríos”, en referencia al actual candidato de Cabildo Abierto.

Villar cuestionó que el ex comandante en Jefe del Ejėrcito “esté diciendo qué es lo que se nos hacía en dictadura, y lo hace impunemente”, remarcó. “Lo peor”, dijo, “es que tiene público”.

Villar advirtió que a medida que se va afianzando el proceso de cambios, que están lejos de ser estructurales, “la derecha se arma hasta los dientes”. Y allí volvió a aludir al ex comandante. “Los nazis ya no tienen la cara de Hitler, tienen entre otros la cara de Manini, y en Brasil la de Bolsonaro”.

Villar sostuvo que, en una eventual cuarto gobierno, la izquierda debe procesar una profunda autocrítica.

En particular por no haber avanzado lo suficiente en la reforma de la Caja Militar.

“Tuvimos las mayorías y no nos dio la fuerza política”, lamentó.