Resfriado común puede ser grave para bebés prematuros y recién nacidos

Publicado: 31/03/2018 08:50
Resfriado común puede ser grave para bebés prematuros y recién nacidos
Pixabay

El virus sincicial respiratorio es el del resfriado común, pero puede provocar "riesgo de vida" en los bebés pequeños.

Con el descenso de la temperatura y la aproximación de los primeros fríos, se alerta a prevenir el contagio de resfriados en bebés recién nacidos y prematuros.

"Para ellos puede ser un riesgo de vida", dijo a ECOS el doctor Álvaro Galiana, infectólogo pediatra del Hospital Pereira Rossell.

El médico explicó que el virus sincicial respiratorio (VSR) es un resfriado común propio de las épocas de frío. El mismo no es grave para los niños grandes, adolescentes y adultos, y generalmente provoca mocos, estornudos y un poco de tos y molestia ocular.

Pero este virus puede ser grave para los bebés recién nacidos, así como para prematuros. A ellos les provoca inflamación de los bronquios dificultando el pasaje de aire. "Los niños presentan fatiga producto de la dificultad para respirar", explicó Galiana.

Esa fatiga les acarrea también dificultades para dormir, así como también cansancio y pocas ganas de comer. Ante estas situaciones es cuando los padres deben consultar.

Los problemas pueden llegar a ser agudos y en algunos casos requiere una internación y hasta el uso de la respiración asistida. "Cuanto más chico es el bebé, más problemas se presentan porque tiene mayores dificultades para respirar".

Prevención

"La prevención es esencialmente lo que deben manejar los padres", explicó el pediatra. El principal es que se evite lo más posible el contacto de bebés hasta seis meses con otras personas que puedan estar resfriadas. "Hay que tratar que los hermanos mayores no tengan contacto porque seguramente traigan el virus desde la escuela".

Por otro lado, es fundamental que los adultos se cuiden para no contraer el virus que puede contagiar al bebé y le puede generar dificultades. "El virus no se transmite únicamente por vía respiratoria sino también por el contacto", indicó.

De todas formas, en caso de que un adulto contraiga el virus, debe permanecer lo más alejado posible del niño y en caso de aproximarse utilizar un tapa bocas.

También es importante que las personas a cargo de estos bebés no tomen mate con grupos grandes de gente. Tapa bocas y alcohol en gel son elementos importantes para la prevención.