Gobierno adelanta significativa baja en producción de soja por sequía

Publicado: 11/07/2018 17:33
Gobierno adelanta significativa baja en producción de soja por sequía

Será 59% menor al observado en la zafra anterior. El déficit hídrico afectó al 90% del país. El Ejecutivo reformuló proyecciones de ingresos

Un mundo lleno de contradicciones y confusiones, de volatilidades y situaciones un tanto inesperadas, como la guerra comercial que están librado Estados Unidos y China.

Una guerra entre el principal productor mundial de alimentos contra el principal consumidor, en la que Uruguay debería buscar sus oportunidades.

Ese fue el pronunciamiento este martes del ministro de Economía, Danilo Astori, al presentar en el Parlamento la Rendición de Cuentas.

Un panorama internacional que planteó en los últimos meses situaciones diversas para los principales productos de exportación del país lo cual, sumado a factores estrictamente nacionales, condicionarán la evolución económica a corto plazo.

En particular sobre las perspectivas de producción agrícola, fuertemente afectada por la sequía que, a comienzos de este año, se extendió por el 90% del territorio nacional, según lo informado por Economía ante los legisladores.

Y el principal cultivo perjudicado ha sido y será la soja, complicada además por una fuerte caída en los precios internacionales que, hasta junio eran bastante estables, sufrieron ese mes una baja considerable.

Al respecto, Astori lamentó ante los legisladores tener que actualizar información. Basándose en cifras de la Dirección de Estadísticas Agropecuarias, el ministro de Economía afirmó que la producción de soja se reducirá en 59% al cierre de este año.

Las gráficas presentadas por el ministro indican que la actual zafra finalizará con poco más de 1,3 millones de toneladas. Muy lejos de las 3,5 millones de la zafra 2016/17.

El fenómeno, indicó Astori, influirá sobre las exportaciones y, por ende, obligó al gobierno a hacer un ajuste en sus proyecciones de ingreso.

A principios de mayo y en un informe elevado al Parlamento, las principales gremiales agropecuarias indicaron que el país perderá ingresos por más de US$ 1000 millones por la merma de productos agropecuarios a raíz de los efectos de la sequía. Se trata de la tercera parte de lo generado por el sector en 2017.

De esa cifra, casi US$ 900 millones responden a las pérdidas calculadas en el rubro cultivos.