Murió en Cuba Daniel Chavarría, autor de la biografía de Sendic

Por: Danilo Costas
Publicado: 7/04/2018 10:56
Murió en Cuba Daniel Chavarría, autor de la biografía de Sendic
EFE

El escritor nacido en San José falleció a los 85 años; era un confeso admirador de la revolución cubana y ganó numerosos premios.

El escritor uruguayo Daniel Chavarría falleció a los 85 años de edad en Cuba según informó el diario oficial Granma en su versión digital. Chavarría residía en la capital cubana desde 1969 y logró transformarse en un símbolo de la novela policial de Latinoamérica.

Nacido en San José de Mayo el 23 de noviembre de 1933, Chavarría se definía como comunista y un defensor de la revolución cubana. Incluso en varias entrevistas llegó a definirse como un “escritor cubano nacido en Uruguay".

Su llegada a Cuba fue cinematográfica, ya que según relataba el propio Chavarría lo hizo tras secuestrar una avioneta en Bogotá para huir de las fuerzas de seguridad colombiana que lo tenían como un objetivo luego de apoyar a la guerrilla.

Dueño de un estilo misterioso que hizo un culto del suspenso de la literatura policial, Chavarría comenzó a escribir en 1978 y su novela “Joy” se hizo merecedora del premio nacional de literatura policial de Cuba.

Otro trabajo suyo como “El rojo en la pluma del loro” lo hizo ganador del galardón literario de La Casa de las Américas, del Dashiell Hammet a la mejor novela policial en español y del Edgar Allan Poe, un premio mayor que otorga la Mystery Writers of America. En 2010 ganó el Premio Nacional de Literatura en Cuba y otros trabajos suyos lograron excelente reputación en el mundo como "La sexta isla", "Allá ellos" o "El ojo de Cibeles".

También escribió para cine y televisión, pero sin duda su trabajo menos conocido fue el de traductor. Chavarría era políglota y hablaba con fluidez español, latín, griego y alemán. Entre 1975 y 1986 fue traductor de alemán en el Instituto Cubano del Libro y profesor de los otros dos idiomas en la Universidad de la Habana.

Además escribió la biografía del símbolo tupamaro Raúl Sendic, que se tituló “Yo soy el Rulfo y no me rindo” además de su autobiografía “Y el mundo sigue andando”.